Viaje familiar con Ryanair

Qué hacer cuando una compañía aérea arruina tu viaje

Tarde o temprano tiene que suceder. Y sucederá, no tengas ninguna duda. Es una cuestión de probabilidad, disciplina que los matemáticos han estudiado a fondo desarrollando diversas teorías y formulaciones. También nos podemos remitir a la Ley de Murphy resumida en que algo que puede salir mal, al final saldrá mal. Es cuestión de tiempo y de viajar. ¿De qué estoy hablando? Me sabe mal, pero te anuncio que te encontrarás (si no te ha sucedido ya) con un vuelo cancelado, un vuelo retrasado o una situación no deseada de overbooking.

No quiero ser un mal agorero ni nada por el estilo, todo lo contrario, pero todos sabemos que gracias a las compañías aéreas al final nos tocará alguna vez sufrir por culpa de su mal servicio o falta de previsión. De alguna forma tenemos asumido que a más viajes mayor probabilidad de encontrarnos alguna vez tirados en un aeropuerto o con los nervios a flor de piel pues el vuelo que debíamos tomar era muy importante pero no despegará.

Pistas del Aeropuerto Internacional Cristiano Ronaldo de Madeira
Pistas del Aeropuerto Internacional Cristiano Ronaldo de Madeira

Una situación penosa y agobiante que puede verse incrementada si viajamos con niños. Entonces el cabreo puede llegar hasta el infinito y más allá, como decía el bueno de Buzz Lightyear, pues el problema se multiplica por el número de miembros de la familia. Y es posible que además parte del equipo elija ese momento para montar un buen pollo o hacer travesuras. ¡Qué panorama!

Volar con niños
Volar con niños

Veamos las soluciones que nos sugieren en Flightright. Este contenido es patrocinado, aunque sigue leyendo si quieres saber cómo reclamar fácilmente tus derechos de pasajero.

¿Qué hacer en caso de retraso, overbooking o cancelación de tu vuelo?

Ya sea en un día de nuestras deseadas vacaciones en familia, en un desplazamiento por trabajo o en cualquier otro escenario, lo mejor es intentar mantener la cabeza fría en todo momento cuando surjan los problemas.

Volar en avión

Al final a los viajeros nos amparan unos derechos y los pasos a seguir van en la dirección de poder demostrar todo lo que ha sucedido. En los momentos iniciales desde Flightright nos recomiendan recabar información. Por ejemplo confirmar el motivo exacto del retraso o problema con la compañía aérea, recoger pruebas y guardarlas a buen recaudo (fotos, recibos de gastos, una reserva de hotel en el último momento, vales, etc.) e insistir en tus beneficios y servicios básicos en el aeropuerto en el que te encuentres. No es mala idea tampoco intercambiar información de contacto con otros pasajeros.

Todo lo anterior tiene por fin poder armar una reclamación formal, que es cuando entra en juego la página que os mencionaba. Pasado el mal trance llega la fase del papeleo y de exigir la compensación que justamente nos corresponde. Aquí está la razón de ser de Flightright. Son unos campeones de las reclamaciones a las compañías aéreas, logrando un alto porcentaje de éxitos, y facilitan enormemente todo el proceso.

Promedio de retrasos (minutos) en salida de vuelos. Fuente Eurocontrol
Retrasos (minutos) en salida de vuelos entre 2012 y 2016. Fuente Eurocontrol

De entrada tienen a disposición una calculadora online que con la información del vuelo problemático informa de las posibilidades de indemnización. Con un par de clics y un par de minutos puedes estimar lo que te corresponde. Y después se encargan de todo.

Para los alérgicos a la burocracia y los trámites (entre los que me incluyo) lo que hacen en Flightright suena a música celestial. Todavía una cosa más. Sus servicios no cuestan nada, o mejor dicho, únicamente en el caso de conseguir un abono por parte de la aerolínea ellos te descuentan una parte.

Página de Flightright.es
Página de Flightright.es

En resumen. Puedes viajar miles de veces y que la suerte te sonría evitando verte en la tesitura de no poder volar, pero las leyes de la probabilidad sugieren que tarde o temprano deberemos sufrir algún contratiempo y a lo mejor necesitar los servicios de una compañía para reclamar. Puede ser con un vuelo de Ryanair, Vueling o con cualquier aerolínea con la mejor reputación. O despegando desde Madrid, el Aeropuerto de El Prat en Barcelona o el modesto Aeropuerto de Burgos, con cerca de 6.000 pasajeros el año pasado. Y es que según las estadísticas de Eurocontrol la media de retrasos por vuelo en 2016 resultó de 11,3 minutos mientras que 1,6% vuelos se cancelaron.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *