La inacabable playa de Calella vista desde el faro

Costa Barcelona – Qué hacer en Calella con niños

En Calella pasamos un fin de semana estupendo con los peques alojados en el Hotel Neptuno que ya os expliqué. Ahora quiero compartir algunas ideas de cosas que se pueden hacer en Calella en familia.

Envolviendo la capital catalana encontramos toda una serie de comarcas que forman parte de la marca turística llamada Costa Barcelona. Son el Garraf, el Baix Llobregat, el Vallès Occidental, Vallès Oriental, Alt Penedès y el Maresme. Para entendernos, Costa Barcelona sería toda la parte de territorio que queda entre la Costa Daurada y la Costa Brava. Hoy voy a hablaros de Calella, que pertenece al Maresme, y que juntamente con Santa Susanna, Pineda de Mar y Malgrat de Mar es un municipio con el sello de Turismo Familiar que otorga la Generalitat de Catalunya.

Qué hacer en Calella en plan familiar

Lo que más nos gustó de Calella fue su enoooorme playa de aguas limpísimas. Así que en primer lugar, en lo alto de la lista de cosas que puedes hacer en Calella con tus niños, está pasarlo genial en la playa, en la Platja Gran. Y una vez allí, a parte de los preceptivos baños y chapuzones, que sepas que hay unos estupendos chiringuitos. Al estar alojados en los apartamentos del Hotel Neptuno pudimos aprovechar una interesante oferta de tumbonas y un par de bebidas en el Xiringuito 9, que dirige el amable Quim. Allí parece ser que se citan los habitantes del pueblo, que juegan en casa durante toda la temporada que permanece abierto. Un buen acierto del chiringuito es que al lado tiene un parque infantil, con un castillo hinchable y juegos para los peques. Así que tú te puedes tomar un refresco a la vez que las fieras se lo pasan pipa jugando mientras un par de monitoras velan para que no se desmadre la cosa. En la playa de Calella hay servicios de todo tipo y al ser una playa urbana puedes llegar hasta allí andando sin problema. Otras playas a probar son la Playa de Garbí o la Playa de les Roques.

Platja Gran de Calella, Barcelona
Platja Gran de Calella, Barcelona
La inacabable playa de Calella vista desde el faro
La inacabable playa de Calella vista desde el faro

Antes de alcanzar la arena de la Playa Gran debes cruzar el Paseo Puigvert, una estupenda avenida con unos grandes árboles paralela a la playa. Es un paseo estupendo en el que celebran actos, quedan los amigos o simplemente se disfruta de la agradable sombra. En nuestra visita familiar a Calella había en el paseo una concentración de motos Vespa, con algunos modelos preciosos. Todas las motocicletas relucían sus cromados y chasis bien limpias para la ocasión.

Amigos reunidos en el Paseo Puigverd
Amigos reunidos en el Paseo Puigverd

Entre las calles del pueblo y el paseo está lo que podríamos calificar de peor según nuestro parecer. Es la vía del tren, que al igual que pasa en muchos municipios del Maresme corta y separa el entorno. El ferrocarril supone un muro infranqueable, excepción claro está, de los pasos a nivel o de los túneles. Los trenes no son nada nuevo en esta parte de la costa catalana, ya que el primer tren que circuló en España cubría la ruta Barcelona – Mataró, en octubre de 1848. Pero aunque las vías llevan siglos en primera linea de mar, no deja de ser una molestia.

Faro de Calella

En tu visita familiar a Calella otro punto que no debes perderte es el Faro de Calella. Desde allí la vista sobre la playa es sencillamente espectacular. En ese momento te darás cuenta que no te engaño cuando digo que la playa es larguísima y alcanza casi hasta el Click Aquí - Fb.com/Viajares.eshorizonte. En cualquier momento del día es un premio para los ojos disfrutar de la altura de la punta del faro para dejar libre la mirada hacia el mar. Más agradable lo es sin duda al atardecer, con la brisa marina esparciendo los tonos morados y rojizos que anticipan la puesta de sol. Otro aliciente para ir hasta el Faro de Calella es que en el mismo edificio está el Centre d’Interpretació del Far de Calella con una interesante exposición sobre las comunicaciones. Las marítimas en primer lugar, pero también las terrestres con la telegrafía óptica y las urbanas basadas en las campanas de las iglesias de Calella y el significado de cada toque.

Faro de Calella, Costa Barcelona
Faro de Calella, Costa Barcelona
Camino de acceso al Far de Calella
Camino de acceso al Far de Calella

En el lugar que ahora ocupa el faro, había una antigua torre de vigilancia y defensa, que aprovechando su posición privilegiada escudriñaba el mar y protegía las costas del peligro de los ataques de los piratas.

Parc Dalmau y refugio antiaéreo

Pegado al Mercado Municipal está la entrada por la parte baja del Parc Dalmau, un gran jardín y bosque en la ciudad de Calella. Nosotros fuimos a dar un paseo por allí y es un parque muy agradable. Con unas 10 hectáreas, en la parte superior hay un estupenda explanada llamada Pati de l’Ós dónde se celebran actuaciones y actos públicos. La misma vegetación de pinos espesos dificulta la visión del mar pero es la garantía de una buena sombra que se agradece en verano.

Parc Dalmau, Calella
Parc Dalmau, Calella
Zona de juegos infantiles en Parc Dalmau
Zona de juegos infantiles en Parc Dalmau
Los pinos proporcionan una agradable sombra en el Pati de l'Ós
Los pinos proporcionan una agradable sombra en el Pati de l’Ós

Uno de los montículos del Parc Dalmau sirvió durante la Guerra Civil de refugio antiaéreo de la población. Se puede acceder a recorrer la principal galería, de casi 70 metros, y os aseguro que es una visita muy instructiva. Lógicamente no es la estrella de una visita familiar a Calella, pero está bien que los niños conozcan, aunque suavizados y filtrados por los padres, algunos de los episodios más tristes de nuestro pasado reciente.

Entrada al refugio antiaéreo de Calella
Entrada al refugio antiaéreo de Calella
Galería del refugio antiaéreo
Galería del refugio antiaéreo
Fechas de tristes recuerdos...
Fechas de tristes recuerdos…

Más actividades y planes con niños en Calella

En nuestro viaje con niños a Calella no desaprovechamos la ocasión de montarnos en el trenecito que recorre las principales calles de la ciudad, o de zamparnos un buen helado mientras nos inventábamos historias de piratas y ataques de filibusteros por las calles del centro. También disfrutamos de la intensa agenda de actividades de Calella, que en nuestra visita, coincidió con los actos de Calella Renacentista. Seguro que si viajas a Calella con tus niños encontrarás nuevas citas interesantes, ya sea relacionadas con la historia, el deporte o eventos culturales. Es un pueblo muy activo.

Una de las calles del centro de Calella
Una de las calles del centro de Calella
El tren que recorre la localidad
El típico tren que recorre la localidad

Fotos de Calella en familia, Costa Barcelona

 Calella con niños y Hotel Neptuno

Agradecemos al equipo del Hotel Neptuno y a la Associació Turística de Calella la invitación que nos cursaron para poder disfrutar de una estancia en este destino de Cataluña.

 

Te invito a seguir las próximas publicaciones de Viajares en Bloglovin.

 

2 comentarios en “Costa Barcelona – Qué hacer en Calella con niños

  1. Yo tengo familia en Calella de Mar y es muy curioso cómo nuestra percepción de lugares conocidos queda muy adornada/distorsionada por los vínculos emocionales.
    Leer un artículo tras una visita desde un punto de vista externo es muy interesante, porque te hace ver cosas que ni conocías del lugar!

    1. La mirada de los “otros” a veces complementa la nuestra, y puede añadir una nueva perspectiva a algo conocido, ¿no?
      Gracias Miquel por tu comentario y bienvenido al blog.
      Salut!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *